Pasar al contenido principal

Cultura

El primer Día de Acción de Gracias fue en realidad un asunto hispano

Hay pruebas que sugieren que el primer Día de Acción de Gracias en Estados Unidos fue en realidad un evento hispano, mucho antes de que los peregrinos llegaran a Plymouth Rock

Pedro Menéndez de Avilés celebrated the first North American Thanksgiving in 1565.
Pedro Menéndez de Avilés celebrated the first North American Thanksgiving in 1565. | Georgetown University Art Collection

Noviembre 25, 2021 4:32pm

Updated: Noviembre 25, 2021 6:20pm

En Estados Unidos, Acción de Gracias se celebra el cuarto jueves de noviembre de cada año.

En todo el país, las familias y los amigos se reúnen alrededor de mesas provistas con pavo, puré de papas y otros alimentos tradicionales de la fiesta, a su vez que expresan ageadecimiento.

En las escuelas, los niños aprenden que esta festividad anual sirve para recordar el primer Día de Acción de Gracias, una fiesta de la cosecha celebrada en la colonia de Plymouth en 1621, cuando el gobernador William Bradford y otros peregrinos invitaron a los nativos de la tribu Wampanoag a un banquete de celebración de tres días.

En una carta, el peregrino Edward Winslow describe el evento:

"Nuestra cosecha está siendo recogida, nuestro gobernador envió a cuatro hombres a la caza de aves, para que pudiéramos regocijarnos juntos de una manera más especial ... Hubo muchos indios que vinieron entre nosotros, y entre el resto su mayor rey Massasoit, con unos noventa hombres, a quienes homenajeamos y festejamos durante tres días".

Sin embargo, hay pruebas que sugieren que el primer Día de Acción de Gracias en Norteamérica fue en realidad un asunto hispano.

El 8 de septiembre de 1565, 56 años antes de que los peregrinos llegaran a Plymouth Rock, Pedro Menéndez de Avilés y 800 colonos españoles llegaron a la costa de Florida y, entre el sonido de las trompetas y las salvas de artillería, reclamaron la tierra en nombre del rey Felipe II de España.

Al llegar a tierra, los españoles levantaron una cruz y se reunieron en torno a un altar para escuchar al padre Francisco López de Mendoza Grajales, el primer pastor de San Agustín, decir una misa de acción de gracias.

Spanish settlers celebrate Mass upon reaching Florida on Sept. 8, 1565.
Spanish settlers celebrate Mass upon reaching Florida on Sept. 8, 1565. | Hugo Ohlms, Cathedral Basilica of St. Augustine, Florida.

 

Luego de esto, Menéndez ordenó que se sirviera una comida e invitó a los miembros de la tribu nativa Seloy para unirse a él y a su tripulación en la celebración.

Aunque la misa ritual de Acción de Gracias era habitual entre los exploradores europeos, el historiador Michael V. Gannon explicó por qué el asunto de San Agustín es tan especial. En su libro de 1965 "The Cross in the Sand", Gannon escribe:

"Fue el primer acto comunitario de religión y acción de gracias en el primer asentamiento permanente (europeo) en la tierra". La palabra clave en esa frase es ‘permanente’. Ya se habían realizado numerosas acciones de gracias por viajes y desembarcos exitosos en Florida, por parte de exploradores como Juan Ponce de León, en 1513 y 1521, Pánfilo de Narváez en 1528, Hernando de Soto en 1529, el padre Luis Cáncer de Barbastro en 1549 y Tristán de Luna en 1559. Pero todas esas empresas no lograron echar raíces permanentes. Las ceremonias de San Agustín fueron importantes históricamente ya que tuvieron lugar en lo que se convertiría en una ciudad europea ocupada permanentemente, la primera de América del Norte".

En última instancia, los libros de historia de Estados Unidos seguirán contando el relato de los peregrinos de Plymouth, y los estadounidenses seguirán pensando en el Mayflower como el primer vínculo entre Europa y Norteamérica, pero es importante recordar que el primer Día de Acción de Gracias fue celebrado en realidad por inmigrantes hispanos a solo 300 metros al norte del Castillo de San Marcos, en lo que ahora es la Misión del Nombre de Dios en San Agustín.