Pasar al contenido principal

Virales

¡INCREÍBLE! Joven encuentra a su perro después de creer que lo había enterrado

La mujer perdió a su springer spaniel tras estallar unos fuegos artificiales. Dos días después encontraron un cuerpo que se creía que era el del perro y lo enterró en su patio

Codie Hutton, una inglesa de 26 años, y su perro Maisie
Codie Hutton, una inglesa de 26 años, y su perro Maisie | Fotomontaje

Noviembre 18, 2022 4:30pm

Updated: Noviembre 18, 2022 4:32pm

Codie Hutton, una inglesa de 26 años, encontró a su perro en los últimos días después de creer que había muerto e incluso enterró a su supuesta mascota en el patio de su casa. 

¿Qué pasó en realidad? Resulta que la joven perdió el pasado 5 de noviembre a su springer spaniel, llamada Maisie, después que estallaran unos fuegos artificiales y el animal se asustara y escapara. 

Dos días después encontraron un cuerpo que se creía que era el de su perro y Hutton lo enterró en su hogar. 

Unas 48 horas después, Maisie, de nueve años, fue encontrada y se reunió con su familia.

El calvario duró cinco días y comenzó cuando Maisie "se perdió de vista" tras la explosión de unos fuegos artificiales mientras estaban en Melton Playing Fields, según el periódico local East Anglian Daily Times.

"Pensé que se había ido. Pensé que no volvería a verla. Todavía no podía creer que fuera mi Maisie", dijo Hutton después de describir que había experimentado una "montaña rusa" de emociones.

"Formamos un grupo de búsqueda y nos quedamos despiertos hasta las 3:30 am la primera noche con la esperanza de encontrar a Maisie", recordó Hutton, quien trabaja para el Servicio Nacional de Salud del Reino Unido.

Días después, una familia avisó de que había encontrado un animal visiblemente cansado y desorientado, que resultó ser la mascota, a una distancia de 27 kilómetros del lugar donde se había perdido el perro.

Tras el reencuentro, la prensa local informó de que el animal ha sido objeto de múltiples mimos y reportajes en los que se dice que es "increíble" que el perro haya podido sobrevivir a su pérdida.