Pasar al contenido principal

Inmigración

EEUU acusa a 4 hombres presuntamente detrás de muerte de 53 migrantes en camión en Texas

Dos de los hombres eran ciudadanos estadounidenses y los otros dos eran ciudadanos mexicanos

Cártel del Noreste, entre posibles responsables de la tragedia en San Antonio
Las autoridades informaron el martes que 50 migrantes fallecieron al interior de un camión abandonado | Twitter @ajplusespanol

Junio 30, 2022 12:25pm

Updated: Junio 30, 2022 1:57pm

El Departamento de Justicia de EE. UU. informa que cuatro personas han sido acusadas de delitos graves luego de que 53 migrantes murieran trágicamente en la parte trasera de un camión en San Antonio el lunes, un incidente que, según los agentes de Seguridad Nacional, es de los de trata de personas más trágicos en historia.

Los migrantes fallecidos fueron encontrados en pésimas condiciones dentro de un camión con semirremolque en San Antonio, luego de que un transeúnte escuchara a sobrevivientes pidiendo ayuda. Las autoridades dijeron que 16 personas sobrevivieron y fueron trasladadas rápidamente a hospitales cercanos para recibir atención médica después de sufrir un sobrecalentamiento.

“Dieciséis de los 64 indocumentados fueron transportados a hospitales locales para una evaluación médica. Cinco murieron en el hospital. Los funcionarios están trabajando con las oficinas de los consulados extranjeros para notificar adecuadamente a los familiares de los fallecidos”, dijo el Departamento de Justicia.

El Servicio Meteorológico Nacional reportó altas temperaturas en el área de San Antonio ese día, y algunas de las víctimas estaban tan traumatizadas por el incidente que tenían problemas para hablar, dijo el arzobispo local Gustavo García-Siller al New York Post.

Christian Martínez, de 28 años, quien fue detenido el martes en Palestina, Texas, fue acusado de un cargo de conspiración para transportar inmigrantes indocumentados que terminó en muerte, añadió el Departamento de Justicia.

Homero Zamorano Jr., de 45 años, nativo de Brownsville que ahora vive en Pasadena, Texas, fue detenido el miércoles por el mismo cargo que Martínez, según un comunicado de prensa del Departamento de Justicia. Los registros indican que Zamorano tiene un extenso historial criminal que se remonta a la década de 1990.

Zamorano Jr. pudo haber estado "muy drogado con metanfetamina", según informes de San Antonio Express News.

Ambos hombres podrían enfrentar cadena perpetua o incluso la pena de muerte ya que las personas murieron como resultado de los delitos de contrabando.

El comunicado del Departamento de Justicia señala que los agentes de la ley descubrieron a numerosas personas dentro del camión con remolque, "muchas de ellas fallecidas y algunas incapacitadas", y los sospechosos escondidos en una maleza cercana.

“Los oficiales de la SAPD fueron conducidos a la ubicación de un individuo, luego identificado como Zamorano, a quien se observó escondido en la maleza después de intentar fugarse. Zamorano fue detenido por oficiales de SAPD”.

Los agentes de Investigaciones de Seguridad Nacional utilizaron imágenes de vigilancia de la Patrulla Fronteriza del Sector de Laredo que mostraban el camión con remolque pasando por un puesto de control de inmigración.

Se ve al conductor del camión con un sombrero y una camisa negra con rayas, según el comunicado del Departamento. 

“Los agentes de HSI confirmaron que Zamorano coincidía con el individuo de las imágenes de vigilancia y vestía la misma ropa”, dice el comunicado. La declaración también indica que los dos hombres se comunicaron entre sí durante el intento de contrabando, lo que demuestra su colaboración.

Las autoridades han arrestado a otras dos personas, Juan Claudio D'Luna-Mendez y Juan Francisco D'Luna-Bilbao, ambos ciudadanos de México, que han sido acusados ​​de 'posesión de un arma por parte de un extranjero ilegalmente en los Estados Unidos'.

El jefe de bomberos de San Antonio, Charles Hood, dijo que el remolque del camión aparentemente no tenía una unidad de aire acondicionado en funcionamiento ni agua para las docenas de migrantes hacinados dentro.

“Ninguna de estas personas pudo salir del camión”, dijo Hood a la prensa. "Entonces, todavía estaban allí, esperando ayuda cuando llegamos, lo que significa que estaban demasiado débiles, en un estado debilitado, para salir por sí mismos".

Craig Larrabee, el agente especial interino a cargo de Investigaciones de Seguridad Nacional de San Antonio, dijo que el incidente ha sido “el peor evento de contrabando de personas en los Estados Unidos”.

“En el pasado, las organizaciones de contrabando eran cercanas. Ahora están organizados y vinculados con los cárteles. Entonces tienes una organización criminal que no tiene en cuenta la seguridad de los migrantes. Son tratados como mercancías en lugar de personas”, dijo el agente especial a CNN en una entrevista telefónica. 

“Eran seres humanos, fue terrible”, dijo Israel Martínez, de 68 años, dueño de un negocio local. “Nosotros (los migrantes) venimos a este país por una vida mejor y ayer nos recordó a muchos que lamentablemente algunos lo logramos, pero muchos otros no”.

El trágico incidente ha desatado una tormenta política con el gobernador de Texas, Greg Abbott, arremetiendo contra la Casa Blanca, diciendo que el presidente Joe Biden debería asumir la culpa e insistiendo en que lo que sucedió es el resultado de una política de inmigración fallida.

“Estas muertes caen sobre Biden. Son el resultado de sus letales políticas de fronteras abiertas. Muestran las consecuencias mortales de su negativa a hacer cumplir la ley”, tuiteó Abbott el martes.

El presidente Joe Biden criticó esos comentarios como una "barbaridad política" inapropiada y dijo que su Administración "continuará haciendo todo lo posible para evitar que los contrabandistas y traficantes de personas se aprovechen de quienes buscan ingresar a los Estados Unidos por los puertos de entrada". 

Llamó al incidente "horroroso y desgarrador".

El incidente ha despertado la preocupación tanto de los líderes políticos como de los presentadores de noticias.

“Hoy en San Antonio hacía 102 grados. Imagínense ser abandonados dentro de un camión de 18 ruedas y dejados morir…”, tuiteó el martes el representante del estado de Texas, Tony Gonzales.

Martha McCallum de FOX News dijo que el incidente era evidencia de que la frontera está abierta y que está siendo operada por carteles criminales de México.

Durante una transmisión el martes, opinó: “Ni siquiera puedo entender cómo sería para las personas que aún estaban vivas dentro de este vehículo… La idea de que la Casa Blanca continúa diciendo que la frontera está cerrada es absurda. Obviamente no está cerrada y, obviamente, los gobiernos de ambos lados han perdido por completo el control de lo que sucede en la frontera. Los cárteles están manejando la frontera”.

El trágico incidente se produce en un momento en que los funcionarios federales encargados de hacer cumplir la ley dicen que han iniciado una operación "sin precedentes" para combatir el contrabando y la trata de personas en medio de una de las peores crisis de inmigración ilegal en la historia de Estados Unidos.