Pasar al contenido principal

Crimen y Corrupción

El "asesino de la salsa de pato" de Nueva York se suicida antes de audiencia judicial

El sospechoso fue liberado a finales de junio después de que su hermano pagara una fianza de 500.000 dólares

El presunto "asesino de salsa de pato"
El presunto "asesino de salsa de pato" | @Karlin_C

Agosto 5, 2022 6:55pm

Updated: Agosto 5, 2022 10:35pm

El hombre acusado de asesinar a un repartidor de comida china tras una discusión por los condimentos se suicidó antes de que se realizara su primera audiencia judicial el viernes por la mañana.

Glenn Hirsch, de 51 años, dejó una "nota de suicidio divagante e incoherente" en la que declaraba que era inocente del asesinato de Zhiewan Yan, un repartidor del restaurante Great Wall en Queens, ocurrido el 20 de abril, informó el New York Post.

El sospechoso fue puesto en libertad a finales de junio después de que su hermano pagara una fianza de 500.000 dólares, con la condición de que no saliera de la ciudad y utilizara una tobillera.

Ken Yang, propietario del restaurante chino de Queens en el que trabajaba Yan, afirmó que "vivía con miedo" tras la liberación de Hirsch.

El abogado de la familia de Yan también mencionó que sus clientes estaban sorprendidos por la noticia.

"Acabamos de enterarnos de que el acusado se ha suicidado. La familia de Zhiwen Yan está en shock. Pedimos privacidad y agradecemos a la policía de Nueva York y al fiscal del distrito sus esfuerzos por buscar la justicia", comentó la abogada de oficio Jennifer Wu al Post.

Al parecer, el propietario y su personal enfrentaron a Hirsch hasta que llegó la policía. Posteriormente, en abril, Hirsch habría vigilado el restaurante, y esperó a que Yan saliera en una entrega para seguirlo hasta su primera parada.

Los fiscales aseveran que fue allí donde Hirsch disparó a Yan en el pecho, derribándolo de su scooter, y lo dejó desangrándose en la acera.

"Informamos muchas veces", reveló Yang a The Post después de que Hirsch fuera detenido y acusado en junio, más de un mes después de que supuestamente matara a tiros al repartidor.