Pasar al contenido principal

Coronavirus

Estudio revela importantes trastornos menstruales vinculados a las vacunas contra el Covid-19

Un estudio publicado este viernes por la revista Science Advances ha dado a conocer que “un número significativo” de las mujeres vacunadas contra el Covid han sufrido trastornos en su menstruación.

Vacunas de refuerzo
Vacunas de refuerzo | Shutterstock

Julio 16, 2022 2:16am

Updated: Julio 16, 2022 2:19am

Un estudio publicado este viernes por la revista Science Advances ha dado a conocer que “un número significativo” de las mujeres vacunadas contra el Covid han sufrido trastornos en su menstruación.

Según el estudio, “las mujeres informaron haber notado cambios en su período de 1 a 7 días después de las vacunas (dosis 1: 31,4 %; dosis 2: 37,0 %), de 8 a 14 días después de las vacunas (dosis 1: 25,9 %; dosis 2: 23,6 %) o más de 14 días después de recibir sus vacunas (dosis 1: 29,9%; dosis 2: 26,8%), el resto de las encuestadas informaron que estaban menstruando cuando recibieron la vacuna (dosis 1: 12,7%; dosis 2: 12,5%). En total, el 42,1 % notificó un flujo menstrual más intenso después de las vacunas, el 14,3 % no informó un flujo menstrual más abundante (caracterizado por una combinación de flujo menstrual más ligero o sin cambios) y el 43,6 % no informó cambios en el flujo después de las vacunas”.

El estudio también reveló, que “un flujo menstrual más abundante era más probable para aquellas encuestadas que no eran de raza blanca, eran hispanas, eran mayores, tenían una condición reproductiva diagnosticada, usaban anticonceptivos hormonales, habían estado embarazadas en el pasado (ya sea que hubieran dado a luz o no, y las que experimentaron fiebre o fatiga después de la vacunación.

La combinación de un historial reproductivo que incluye estar embarazada pero no haber dado a luz en el pasado, se asocia con mayor riesgo de flujo más abundante, aunque notamos esa paridad también está asociada con un flujo más pesado”.

Según la publicación, “el despido de expertos médicos generó mayores preocupaciones, ya que tanto las personas como las organizaciones que dudaban y las que estaban en contra de la vacuna combinaron la posibilidad de cambios menstruales a corto plazo con daños a largo plazo para la fertilidad”.

Este estudio solo reafirma algo que ya venían revelando otras investigaciones. El Instituto Noruego de Salud Pública dio a conocer, en enero de este año, que “halló una clara incidencia de estas dos vacunas en alteraciones menstruales de varios tipos”. Y un estudio en EEUU en ese mismo mes ya hablaba de “un cambio ligero en la duración del ciclo menstrual”.

Otro estudio de la Universidad de Extremadura alertaba que “La mitad de las mujeres (entre el 45 y el 50%) confirmaron haber sufrido algún tipo de alteración en su ciclo menstrual, tanto tras haber pasado la Covid-19 como después de haber recibido la vacuna”.