Pasar al contenido principal

Política

El izquierdista Gabriel Boric gana la presidencia de Chile

José Antonio Kast, candidato rival de Boric, lo felicitó por su triunfo en unas elecciones chilenas fuertemente polarizadas

Chilean president-elect Grabriel Boric.
Chilean president-elect Grabriel Boric. | AFP

Diciembre 20, 2021 1:25pm

Updated: Diciembre 24, 2021 6:21am

Con casi el 97% de los votos escrutados, el Servicio Nacional Electoral chileno (SERVEL) anunció el domingo por la noche que el candidato de izquierda Gabriel Boric ha ganado las elecciones presidenciales en Chile, superando al candidato de ultraderecha José Antonio Kast.

El recién elegido presidente chileno, un antiguo líder estudiantil de protesta de 35 años cuya coalición incluye al Partido Comunista, apoya la iniciativa de reformar las prolíficas Administradoras de Fondos de Pensiones (AFP) de Chile y la Constitución, que está siendo reescrita por una convención constitucional. 

Tras una carrera muy polarizada en la que Kast superó a Boric por dos puntos en la primera vuelta, Boric obtuvo el 55,81% de los votos frente al 44,19% de Kast.

El domingo por la noche, Kast tuiteó: "Acabo de hablar con Gabriel Boric y lo he felicitado por su gran triunfo. Desde hoy es el Presidente electo de Chile y merece todo nuestro respeto y colaboración constructiva. Chile siempre está primero".

Ambos candidatos emitieron sus votos a primera hora de la mañana del domingo, y mientras Boric se mostraba convencido de su victoria, Kast advertía que sería una "elección reñida" con un margen de diferencia "inferior a 50.000 votos".

Chile, un país que fue considerado un ejemplo del poder de las reformas de libre mercado, ha sufrido dos años de violentas protestas y un fuerte terrorismo en las regiones del sur del país.  

En una última promesa a los votantes chilenos, Kast dijo que no permitirá que el país se deteriore aún más y tome el mismo camino que Cuba o Venezuela, señalando que "Chile no es ni será nunca un país marxista o comunista”.

"La izquierda solo promueve la pobreza, la misma que ha arrastrado a Venezuela, Nicaragua y Cuba, de donde la gente huye porque sus narcodictaduras solo traen miseria", agregó.

Kast también reiteró su promesa de devolver la estabilidad y el orden al país, asegurando que se enfrentará a la violencia en el sur y a la delincuencia en las principales ciudades. "Recuperaremos la paz, el orden, el Estado de Derecho y, sobre todo, la dignidad en la vida de las personas", subrayó.

Por su parte, Boric prometió seguir impulsando reformas sociales en Chile y calificó en varias ocasiones a Kast como un radical de derecha peligroso que "solo traerá inestabilidad, más odio y violencia" a Chile.

Al reconocer su victoria, Boric dijo: "Que nuestro pueblo sepa que haré todo lo posible para estar a la altura de este tremendo desafío: el país saca lo mejor de sí mismo cuando nos unimos y creo que es importante respetar nuestras tradiciones republicanas".